La primera revolución contra el régimen zarista

La primera revolución contra el régimen zarista tuvo lugar en diciembre de 1826. Uno de sus líderes, Kondraty Fyodorovich Ryleyev, fue condenado a la horca, pero la cuerda de la que colgaba su cuello se rompió. Según la tradición debía ser absuelto, y probablemente así habría sido de no decir: “En Rusia no podemos hacer ni tan siquiera una cuerda bien”. Cuando el zar fue informado de las palabras del preso, se negó a perdonarlo con la siguiente frase: “Vamos a demostrarle que se equivoca”.

Pues esta semana me he sentido como Kondraty, mientras la reencarnación del zar era el mercado americano. Semana horrible, pero que desarrolla de forma abrupta la curva de aprendizaje de los mercados. Un solo pensamiento en  la cabeza: que el Dios de los cristianos, Yahvé o Alá no me lleven de este mundo sin antes ver cómo su fuego purificador se abate sobre el  S&P 500. Mientras la semana en Europa fue bastante negativa, liderada por la bajada en el sector financiero, el susodicho mercado permanecía como Gary Cooper, impertérrito ante las sacudidas y consiguiendo incluso nuevos altos en el índice Nasdaq. Las herramientas que usamos en estos casos (respiración armoniosa, sacar a pasear al perro en horario americano, morder el brazo de Dani y apagar pantallas) han ayudado bastante a que la ira no se apoderara de nosotros, como con Brad Pitt en Seven, y hayamos podido contener bastante la sangría de lo que el cuerpo nos pedía. El mercado americano, en mi opinión está más alejado de la realidad que los chistes de Bigote Arrocet, pero puede estar en su último estirón, que desespera a todos los traders porque no atiende a nada. Si tomamos cifras de valoraciones de precios sobre beneficios ajustados por el ciclo, sólo en tres ocasiones (1929, 2000 y 2007) ha estado en estos mismos niveles, pero como los ocho maridos de Zsa Zsa Gabor (información subliminal sobre la edad del que escribe) éste será diferente. Mi única explicación es que la FED haya contratado a Madoff para que gestione el índice. Por otra parte, este comportamiento ha limitado el daño en las bolsas europeas, que estaban perdiendo niveles significativos y realmente peligrosos. Pero vayamos a explicar lo aprendido esta semana:

La semana pasada les hablé de Cynk Technologies, empresa que había subido de 10 peniques a 4 dólares, sin empleados, sin actividad, y con cuentas auditadas públicas que reflejaban fielmente la situación según la cula en esa empresa había menos actividad que en el aeropuerto de Castellón. Valía unos 1.200 millones de dólares a pesar de todo. Pues bien, a pesar de eso, dos días más tarde llegaba a los 21 dólares y un valor de mercado superior a los 5.000 millones de dólares que hacía que fuera más grande que Avon Cosméticos , Legg Mason o la empresa más grande del Russell 2000. Una subida de un 36.000% en tres semanas, ante la falta de actuación de la SEC (la CNMV americana) que no suspendió su cotización hasta el viernes pasado. Además de demostrar una vez más en qué se están convirtiendo los mercados financieros y la posición perfectamente invisible de los reguladores en estos temas, lo que me llama la atención es lo que comentaba un gestor sobre lo que le había pasado. Viendo que era un fraude como la copa de un pino, se puso corto a 6$. ¡Perfectamente lógico!, ¿no? Pues bien, este gestor ha tenido que dimitir de su trabajo porque cuando el valor llegó a 16$ le saltaron los margin call y tuvo que recomprar las acciones que había vendido, con una considerable pérdida para su empresa. Conclusión, cuando no se entiende lo que pasa en un valor, lo mejor es no tocarlo aunque sea muy grande la tentación de hacer un mete-saca rápido y fructífero. La posición le duró apenas unas horas y el tener razón no significa que no te vuelen la cabeza.

Segundo caso. El galimatías bancario portugués y su extensión a otras empresas del país. Las acciones del Banco Espirito Santo (el único que no había precisado rescate por parte del gobierno en 2012) han caído desde abril un 71%. Lo llamativo es las conexiones y operaciones cruzadas con empresas del grupo que intentaban camuflar las irregularidades, y sobre todo cómo afecta a una empresa como Portugal Telecom. Muchos de los problemas tienen que ver con préstamos concedidos a dirigentes políticos angoleños que podrían ascender a 6.000 millones de euros. Claro, y es que nadie les había advertido a los pobres de que los préstamos hay que devolverlos. Veían lo que pasaba en Europa y pensaban que era una “gratificación a fondo perdido”. Avancemos en la maraña. Espirito Santo tiene el 10% de las acciones de Portugal Telecom y eso, para una familia que manda en Portugal de toda la vida, es mucho y les permite influir en la empresa de telecomunicaciones. Total, que para evitar los problemas de default de una filial que agrupaba inversiones en todo el mundo (Rio Forte) “recomienda” a Portugal Telecom que invierta en un pagaré de Rio Forte 900 millones de euros, pagaré que no se podrá cobrar a vencimiento (hoy 16 de Julio) y que se ha llevado por delante la cotización de Portugal Telecom, cayendo un 38% en bolsa y una pérdida de capitalización de 1.000 millones de euros. Me descojono de las prácticas de buen gobierno en las empresas y del control de operaciones intergrupos. ¡Vuelve Rumasa!

Tercera noticia destacable que ha pasado un poco de puntillas y que a mí me parece la más importante de los últimos lustros. La creación por parte de los países BRICS (Brasil, Rusia, China, India y Sudáfrica) de una especie de pseudo FMI para intercambios comerciales entre ellos y con otros países. Quieren constituir un Fondo de Reserva equivalente a 100.000 millones de dólares, por un claro desacuerdo con algunas políticas del FMI. Su sede va a estar en Shangai y su primer presidente será indio. Lo que  está en juego es la supremacía del dólar. Desde los acuerdos de Bretton Woods tras la II Guerra Mundial, el dólar se convirtió en la moneda comercial de referencia, de tal forma que todos los países debían incrementar sus reservas en dólares. Se fijó la convertibilidad del oro a dólares en 35$ por onza de oro (1.300 $ en la actualidad, por si quieren pegarse un tiro, para ver la pérdida de capacidad adquisitiva de un ciudadano americano). El comercio mundial se haría en dólares y las operaciones se liquidarían a través del sistema financiero americano. Se disparó la demanda de dólares. En un momento dado, el gobierno americano se dio cuenta de que la demanda era tan fuerte que podía imprimir más dólares que el oro que tenía. Esto le permitió tener déficit y gastar con mínimo esfuerzo. Nixon, para cubrir los gastos tremendos de la guerra de Vietnam, le cogió el gusto a darle a la manivela y se pasó un poco de rosca. Algunos países intentaron que les dieran oro a cambio de sus dólares y fue cuando Nixon rompió definitivamente la convertibilidad. Desde entonces, la convertibilidad del dólar se fija contra los kleenex.  En un momento en el que PIB Chino va a superar al americano este mismo año, en el que los desarrollos demográficos entre occidente y estos países tienen dinámicas muy dispares, y los conflictos bélicos del mundo siguen sin solucionarse, el que estos países no necesiten acumular reservas en dólares me parece de una importancia capital, no solamente económica sino también política. Sigamos los movimientos del dólar. No creo que haya oscilaciones bruscas a corto plazo, fijémonos un objetivo a dos años para ver sus repercusiones reales, pero el castañazo para el dólar, de confirmarse, sería de consecuencias estratosféricas.

A veces lo que pedimos al cielo, nos lo concede el infierno. Buena Semana

 

 

Julio López Díaz, 16 de julio de 2014

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: